29. feb., 2016

Texto

EPILOGO.(Y Explicación necesaria)

En el capítulo presentado anteriormente, en donde se nos narraba la entrada y posterior posesión de la ciudad de Nueva Sorguín por parte de Joushar IV, el autor de estas crónicas, un iusse de nombre QUIQUE LOT PISE, del cual no sabemos más que algunas pocas cosas que él mismo ha deslizados en sus relatos, como ser: Su padre Lotsa murió combatiendo en las Montañas Varsowots, también nos asegura en otro párrafo que Su Majestad Joushar IV le asignó la tarea de recopilar los Archivos y hacerse cargo de la Biblioteca del reino y ...no es mucho más lo que sabemos acerca de su persona.Respecto a que nos deja su intención de escribir un Quinto Libro, en donde se nos darían a conocer los hechos principales ocurridos durante el largo reinado del último soberano,hasta la fecha no hemos encontrado aquel volumen, pese a que hemos tenido acceso a una buena cantidad de documentos y testimonios de aquella civilización perdida en el desierto.

Es verdad que el autor nos deja con varios asuntos sin resolver, como por ejemplo: ¿Que sucedió con el Iusse Quinhil El Perfecto", encontró finalmente a sus hijos extraviados? Lo más probable es que no, pues he encontrado unos archivos en donde Quinhil, muy avejentado se reúne con sus hijos menores, uno de ellos se llama Secco y el otro Onowo, éste último es severamente castigado por el Duq, ya que se les ha acusado de haber provocado una gran inundación en un pueblo llamado Itsobea, al abrir las compuertas de un dique situada en plena cordillera.También se menciona a Lonorlfo, quien fue amnistiado por el rey y se le otorgó una franquicia  especial para que se dedicara al comercio en todo el pais, quitándosele sus títulos de manera que ya no tuvo mando ni hombres armados a su servicio, se le menciona porque finalmente se convirtió en uno de los hombres más caudalados del reino.En cuando a los jóvenes Duqs Lavorlfi y Jcobeoban, ellos acrecentaron su poder de tal manera que llegaron a ser muy importantes en el reino, Joushar les envió años más tarde a combatir contra los sonnerios de Rijna,sometiéndoles y de ese modo el reino de Varesocor se convirtió en un verdadero Imperio que gozó de muchos años de paz y prosperidad alcanzando grandes progresos.

Hay unas crónicas en donde el autor se lamenta de que los jóvenes ya no se interesan en los asuntos verdaderamente importantes y dedican la mayor parte del tiempo a aquel deporte llamado Tluoni, llegando a constituir aquella práctica una de las actividades más importantes de aquel pais.

Finalmente, debo mencionar una carta escrita al parecer con gran apresuramiento por el autor, en ella se informa que Su Majestad posee una valiosa información, respecto a una gran catástrofe natural que amenaza a todo la región,se sabe que su padre Joushar III ya había tenido conocimientos de aquello gracias a su amante, Cociara  y por eso fue que se atrevió a organizar aquella fatal expedición a las Tierras de Torseoja, ahora esa amenaza parece mas latente y próxima y Quique Lot Pise nos asegura de que el Rey le ha comunicado esas terribles noticias a su círculo más cercano, prohibiendo que se de a conocer aquello pues aun no está plenamente confirmado, pero que ya se habla acerca de una nueva expedición que se prepara para partir nuevamente a Torseoja, pese al peligro que ello conlleva.

Como puede verse, el autor de estas crónicas nunca completó su Quinto Libro y todo lo que pueda decirse acerca de la historia de aquel antiguo reino de Varesocor no son más que especulaciones.

Durante siglos los vestigios de aquella civilización permanecieron ocultas, los templos y ciudades de seguro que fueron destruidos por grandes terremotos y erupciones volcánicas, sólo se conservaron aquellos petroglifos pintados en las cavernas y aquellas grandes figuras  que vistas desde la altura tienen cierto sentido, hasta que ahora, muy recientemente aparecieron estas crónicas, recopiladas seguramente por algunos monjes españoles, copiadas en castellano antiguo de las originales, las cuales lamentablemente  fueron destruidas en el incendio que arrasó con la primera iglesia de Copayapu, allá por el año 1600.No sabemos que sucedió con aquel último rey de la Dinastía Orus,quizás en el futuro podremos encontrar más vestigios que nos permitan reconstruir la historia de aquella antigua civilización.

Tito Fabio.